Bonsái Olivo

Nombre común: Bonsái Olivo – Olivo – Olivera.

Nombre científico: Olea europea L.

Origen: Países del Mediterráneo.

Familia: Oleaceae.

El Olivo es el árbol por excelencia de todas las regiones del Mediterráneo, teniendo en estos un fuerte simbolismo. Su robustez, preciosidad de la madera y la variedad de formas, han hecho que esta especie sea muy bien vista en el mundo de la ornamentación, sobre todo, en el arte bonsái.

En esta oportunidad hablaremos del bonsái Olivo, concretamente de las características de la especie en sí y sobre los cuidados que necesita para crecer saludablemente dentro de una maceta o contenedor. ¡Comencemos!

Características del Olivo

El árbol Olivo es de crecimiento lento. Tiene un tronco grueso y corto y sus hojas perennes son pequeñas, alargadas y  de color verde-grisáceo.

Produce unas hermosas flores de color blanco, las cuales crecen en racimos y emiten un olor agradable.

Como se puede deducir, sus frutos son las reconocidas olivas, también llamadas aceitunas.

En relación a sus usos, del Olivo se puede extraer el aceite de oliva. Además, como dijimos al inicio, es muy cotizado como objeto decorativo.

 Bonsái Olivo
bonsaiterapia.com

Cuidados del bonsái Olivo

Este árbol es muy usado en el mundo del bonsái debido a su facilidad de cultivo y a su gran resistencia frente a los procesos de poda y trasplantes; sin embargo, es importante llevar a cabo una serie de cuidados específicos para poder desarrollar un hermoso y saludable bonsái Olivo. ¡Veamos!

  • Luz: el Olivo es un árbol del exterior, por lo tanto necesita mucha luz solar  y aire para crecer fuertemente; además esto ayuda a que el tamaño de las hojas se reduzca.

En el caso de que lo quieras ubicar en el interior, colócalo cerca de una ventana por donde entre mucha luz, aunque los lugares más idóneos son los jardines, terrazas y balcones.

Recuerda que esta planta es mediterránea, por tal motivo  no soporta temperaturas heladas reiteradas. Durante el invierno debes protegerlo.

  • Agua: deja que la superficie del suelo se seque ligeramente para colocarle agua. Es importante que sepas que los Olivos no toleran los encharcamientos.

Ahora bien, cuando tu bonsái esté en pleno enraizamiento, reduce la cantidad de agua; y cuando se encuentre al inicio de una nueva brotación, incrementa la cantidad.

  • Sustrato: este árbol no es muy exigente en este sentido. No obstante, la única condición que debe cumplir el sustrato es que tiene que drenar muy bien el agua. Lo ideal es comprar un sustrato 100 % de akadama.
  • Abono: el bonsái Olivo requiere de un abonado abundante. Abónalo mensualmente desde el inicio de la primavera hasta mediados de otoño.
  • Poda y alambrado: lo más recomendable es que lo podes al final del invierno, aunque si el lugar donde vives persiste el frío, podalo a finales de marzo. Este árbol soporta muy bien las podas agresivas, de seguro responderá con nuevos brotes súper vigorosos.

En relación al alambrado, debes hacerlo entre la primavera y el otoño, protegiendo siempre la corteza del árbol. Para el modelado de ramas combina el alambrado de las ramas jóvenes junto con las técnicas de pinzado, deja crecer y luego corta 2-3 pares de hojas. 

Trasplante

El bonsái Olivo se debe trasplantar cada 2 años. Lo ideal es que hagas el cambio de maceta durante la primavera, antes que empiece el periodo de crecimiento fuerte y las yemas comiencen a hincharse. Utiliza una mezcla de sustrato con buen drenaje.

Durante este proceso, puedes eliminar todas las partes que no se encuentren en estado óptimo, como por ejemplo, raíces podridas o hojas secas.

Datos adicionales del bonsái Olivo

  • El Bonsái Olivo se propaga muy bien a través de semillas y esquejes, pudiéndose enraizar incluso troncos gruesos y ramas.
  • Este árbol puede ser modelado en los principales estilos de bonsái: Kengai; Sakan, Chokkan, Moyogi y Hang-kengai; también en los estilos secundarios: Ishizuki, Fukinagashi, Bunjin, Seki-joju, Sokan y Sharimiki.