Siempreviva – Sempervivum tectorum

Nombre común: Siempreviva, Barba de Júpiter, Consolva, Alcachofa de gatos, Balsamina, Hierba puntera, Hoja del bollo, Orejas de liebre, Orejas de perro, Piña de adorno, Sanalotodo, Sedo mayor, Yerba de la feridula, Zurracayote, entre otros.

Nombre científico: Sempervivum tectorum.

Origen: Europa central y la Península ibérica.

Familia: Crasuláceas.

La Siempreviva es una planta suculenta conocida como la planta de los romanos, ya que estos las cultivaban en sus tejados con la finalidad de que protegieran sus casas contra las tormentas. ¡Fascinante! ¿Cierto?

Bueno, hoy te traemos un muy buen contenido sobre sus características, cuidados, usos, plagas y enfermedades, entre otros datos más. De modo que, si estás interesado en cultivar un ejemplar de esta planta puedas hacerlo bajo una base sólida. ¡Empecemos!

Características de las plantas suculentas Siemprevivas

Es una planta que suele crecer espontáneamente en zonas rocosas y en los tejados de las casas.

En estado natural puede llegar a medir hasta 30 cm de alto y 30 cm de ancho.

Sus hojas forman grandes rosetas, razón por la cual muchos la llaman Rosa mexicana. Estas, son de color verde brillante con puntas en color purpura y el envés es blancuzco.

Siempreviva
pinterest.com

Cuando se desarrolla en buenas condiciones, florece durante el verano creando tallos erguidos y rígidos cubiertos totalmente de hojas y en la punta nacen las flores, en forma de estrella y de color rosa con amarillo. Cada flor está compuesta de entre 12-16 pétalos.

Es una planta que se puede hibridar muy fácilmente con otras plantas. Existen variedades enanas, gigantes, con crestas, etc. Cuando sucede esto, presentan cambios en el tamaño de la roseta, el color de la planta, el número de flores, el tamaño de las hojas, entre otros.

Cuidados de la Siempreviva

Al ser una planta suculenta sus cuidados son realmente básicos, sin embargo si quieres cultivar un ejemplar representativo debes tomar en cuenta las siguientes consideraciones:

  • Luz: es una planta que necesita una exposición solar directa. Por tanto, lo más recomendable es que la ubiques en el exterior donde los rayos del sol le peguen directamente la mayor parte del día, aunque durante el verano es bueno proporcionarle un poco de sombra.

Ahora bien, si quieres colocarla en el interior, asegúrate de ponerla cerca de una ventana donde los rayos del sol penetren.

  • Sustrato: no es una planta muy exigente en relación al sustrato. No obstante, puedes mezclar sustrato para suculentas con suelo de buen drenaje, para evitar la acumulación de agua que puede llegar a pudrir las raíces. No tolera muy bien el sustrato arcilloso, sino que prefiere tierra arenosa.
  • Agua: al ser una planta suculenta es capaz de soportar la sequía. Por esta razón, no la debes regar con mucha asiduidad, viene muy bien que lo hagas 1 vez a la semana durante el verano y cada  15 días durante el invierno. Aquí lo importante, es que verifiques que el sustrato esté completamente seco antes de aplicar la siguiente dosis de agua.
  • Temperatura: tolera muy bien las temperaturas heladas, hasta los -12°C.
Cuidados Siempreviva
esucculent.com

Usos del Sempervivum tectorum

Principalmente se usa como objeto ornamental de jardines privados y lugares públicos.

Ahora bien, esta planta también tiene un uso tradicional en la medicina. Se utiliza como una especie de cataplasma para tratar heridas, afecciones en la piel, abscesos, entre otros. En épocas pasadas la utilizaban para tratar quemaduras, hemorragias nasales, picaduras de insectos; sin embargo, todos estos usos no han sido comprobados.

Por otro lado, el jugo de esta planta es utilizado como remedio para los oídos.

Datos adicionales de la Siempreviva

  • La mejor forma de multiplicar esta planta es separando los hijuelos que nacen de la planta madre.
  • Como dato curioso, en la antigua Roma no sólo se cultivaban en los tejados para proteger las casas de las tormentas, sino que también se plantaban en las ventanas para atraer el amor.